Centro de comunicaciones de los wargamers en Panama
 
ÍndiceCalendarioGaleríaFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse
PanamaWargaming está reestructurandose para hacer más eventos más grandes y más proyectos que beneficien a la comunidad de Wargamers! mantente al tanto
recuerda que todos los Sabados y los Domingos se realizan partidas amistosas en las Tiendas Arkham Hobbies and Games! y Nacion Geek, puedes aprender a jugar algun juego, armar y pintar tus miniaturas y modelos, siempre hay a quien preguntar un consejo o una crítica constructiva! el hobby es mejor cuando se comparte entre amigos!

Comparte | 
 

 Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Invitado
Invitado



MensajeTema: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Dom Mar 11, 2012 9:36 pm

Sólo en la muerte termina el deber.

Cuando Rods tomó a Carnada 712 y se la llevó a los Túneles Silbantes en la Infra-Colmena de Tachibania, ella sabía que iba a su muerte. Ninguna carnada regresaba de ese ominoso lugar; y ella había escuchado a Rod hablar con otro esclavista de como los "Patrones" habían descuartizado a Carnada 665 cuando habían terminado su ritual.

¿Qué la hizo pelear por su vida? En retrospectiva era la Voluntad del Emperador, pero en ese momento ella sólo sabía que debía escapar. Su arranque de gloria no duró mucho, su cuerpo malnutrido de 10 años no era oposición verdadera para un adulto de casi 200 lbs. de puro músculo. Rod la sometió con facilidad; y mientras ella gritaba por ayuda que de seguro nunca vendría, él la arrastraba del cabello y le gritaba las cosas horrendas que los "Patrones" le iban a hacer. Fue ahí, en medio de su mar de lágrimas y desesperación, que por primera vez clamó al Dios-Emperador de la Humanidad; y el Emperador respondió...

El disparo tronó, silenciando todo a su alrededor; Rod cayó y nunca más se levantó; y las palabras de su salvador se engranaron en su corazón por el resto de su vida.

"El Emperador protege. Tu vida le pertenece. Ayúdame a llegar a la superficie y te ayudaré a que sigas siéndole útil; pero te advierto, sólo en la muerte termina el deber."

El gigante con el arma estaba herido, una granada había explotado cerca de él y esquirlas le penetraron los ojos. Por su ojo derecho podía ver sombras pero no distinguir detalles ni mucho menos podía leer; su ojo izquierdo estaba completamente cerrado y lloraba sangre.

El ciego se presentó como Bruul Amiot y al escuchar el nombre de Carnada 712, se enojó y la re-bautizó como "Joseph". No fue hasta tres meses después, cuando llegaron a la superficie que ambos se dieron su respectiva sorpresa; Bruul se enteró que su "Joseph" era una "Josephine" y Josephine se enteró que Bruul era un Acólito de la Inquisición.

Bruul adoptó a Josephine y por dos años ella vivió con él en el "Puño Castigador", el crucero de la Inquisidora Emelda Garvel del Ordo Hereticus. Al morir Bruul en un enfrentamiento contra un Culto del Caos, la Inquisidora Garvel dejó a Josephine en Ereria para ser admitida en la Schola Progenium; con la promesa de que si se convertía en una Hermana de Batalla y demostraba su casta, la buscaría para que tomara el lugar de su padre.

Durante sus años en Ereria, Josephine dió lo mejor de sí; su entusiasmo sólo era igualado por su odio a los herejes. Fue durante estos años que conoció a su rival y luego mejor amiga Vera, y a Nita, la voz de la razón cuando Vera y Josephine planeaban meterse en problemas. Por ser la segunda novicia más alta del grupo, nunca tuvo problemas en combate cuerpo a cuerpo; y sus proezas como Blitzer en Scrumball le trajeron notoriedad y le ganaron la copa a las Sororitas en su último año como novicia.

Cuando asignaron a las novicias de Ereria a la Orden de la Brasa Cerúlea en Glais VI, parte de ella se sintió triste por el paupérrimo reto que representaba un Agri-Mundo. Hasta ese momento nadie les había dicho que era un Planeta de Hielo.

Cuando terminaron "El Viaje de Santa Cerise"; una caminata de 22 km a través de planicies congeladas; Josephine casi que no podía sentir sus piernas. Cuando les dijeron que tenían que desvestirse y bucear en el lago congelado hasta la entrada secreta del Convento de la Brasa Cerúlea, Josephine se aplomó y no se rindió. La zambullida le costó el uso de su brazo izquierdo por casi una semana; pero cuando le tiñeron el cabello y la vistieron en su servoarmadura; Josephine finalmente se sentía más cerca de su objetivo, la promesa de la Inquisidora Garvel. Sobre sus dos piernas y armada con Bólter y fé, Josephine sentía que nada la detendría.

Josephine no contaba con el Señor Espectral Eldar...

Su escuadrón estaba más cerca del emplazamiento enemigo. Su tanque Rhino las dejó frente a la máquina parecida a un Dreagnought, pero más alta y delgada; dándoles cobertura del resto del ejército Eldar. El escuadrón desmontó confiadas en que las armas de fusión acabarían con el obstáculo. Josephine vio con terror cómo el monstruo mecánico esquivó los tiros con una agilidad sobrenatural. En una llamarada, la monstruosidad xeno le cocinó las piernas y se las separó del cuerpo. Lo último que vio antes de caer en shock fue a Vera recibiendo un impacto directo de la espada del Señor Espectral.

Durante los últimos siete días Josephine había estado confinada a su cama en el Ala de Recobro, saturada de infusiones analgésicas y revitalizantes; alternando momentos de lucidez y delirio. Ayer le retiraron parte de las infusiones y finalmente pudo comer con sus propias manos.

Sentada en la cama, Josephine podía ver los muñones a nivel del muslo y el espacio vacío donde deberían estar sus piernas. Sus piernas que la llevaron hasta la superficie de su planeta natal; que la llevaron al espacio, al Warp y de regreso; que le trajeron glorias como Blitzer y la sostuvieron por paraje helados y aguas congeladas; que la iban a llevar al lado de la Inquisidora Garvel y tomar el lugar de Bruul...

Josephine no pudo contener las lágrimas. Sor Calldia, la Hermana Hospitalaria asignada a la Orden, ya le había dado fecha para la instalación de sus nuevas piernas biónicas; era simplemente tonto ponerse a llorar por sus piernas perdidas, pero eran suyas e igual las iba a extrañar. Una mano tierna le pasó por el cabello, sacándola de su trance.

"Hey" le dijo Vera sentándose con dificultad en la cama. El Señor Espectral le había roto las dos piernas con el golpe que le propició y ahora usaba un exoesqueleto para fijarle los huesos. Josephine se aferró a ella sollozando. Perder sus piernas no dolía tanto como cuando creía que había perdido a su mejor amiga.

Nita se acercó al pie de la cama con la ayuda de muletas. El ataque flameante del Señor Espectral le había fusionado la servoarmadura a su pierna izquierda y tuvieron que amputarla a la altura del muslo. "Vamos Jo, no es para tanto; tus piernas no eran tan bonitas para empezar."

"Espera a que me pongan las biónicas. Te voy a patear el trasero!" rió Josephine secando sus lágrimas y tirando su almohada hacia donde estaba Nita, pero pegándole directamente en la cara a la Canonesa Beryl Amber quien acababa de llegar. Las tres Sororitas contuvieron la respiración.

"Me alegra ver que están de tan buen humor."

"Lo siento, Canonesa, fue un accidente..."

Beryl Amber silenció a Josephine levantando la mano. "Tranquila, hermana; yo hice lo mismo cuando Katarina me dijo que mi cicatriz había mejorado mi nariz." Y con eso le dio un almohadazo en la cara a Nita. "Listo, mensaje re-enviado."

Las tres amigas sonrieron sorprendidas; ninguna pensaba que Sor Beryl Amber podía tener sentido del humor.

"Muy bien, relajo aparte, no estoy aquí para hacer una visita social." el tono de Sor Beryl Amber se tornó firme y las tres amigas le prestaron atención como si no existiera nada más allá de la Canonesa.

"Sor Josephine, tengo entendido que fuiste tú la que tuvo la idea original de enfrentar al artilugio xeno?"

"Si Canonesa." respondió Josephine bajando la mirada, sintiendo un frío en la espalda.

"Esto no es una corte marcial! Ofreciste un plan atrevido y funcionó a medias, si me preguntas a mí, les costó barato a todas!" Sor Beryl Amber tomó aire y bajó el tono de voz. "El punto es que es ese tipo de mentalidad el que necesito para el programa de Escuadrones Dominios. Necesito Sororitas que no tengan miedo de correr riesgos, Sororitas para quienes la misión lo es todo aún a expensas de su seguridad personal y del escuadrón como tal."

Beryl Amber miró con intensidad a las tres amigas. "Me dice Lirica que ustedes tres son del mismo planeta..."

"Tachibania," ofreció Nita.

"Y que las tres son inseparables." continuó Beryl Amber. "La orden tiene la política de pensionar a las Hermanas de Batalla que sufren heridas graves. Sor Nita y Sor Josephine, ustedes clasifican para el programa de pensión; Sor Vera podrá reintegrarse a su unidad al terminar su convalecencia; a menos que..."

Las tres amigas se miraron mutuamente, la misma idea cruzando por las tres mentes casi con sincronía Tyránida.

"Canonesa, sería un honor para las tres participar en el programa de Escuadrones Dominios." dijo Nita con resolución.

"Tan pronto sanen nuestras heridas, nos gustaría seguir sirviendo juntas a su Divina Majestad y su Imperio." proclamó Vera sonriendo ante el prospecto de seguir con sus amigas.

"Solo en la muerte termina el deber." completó Josephine con una sonrisa.

La canonesa dió un respiro de alivio. "Gracias al Emperador, pensé que iba a tener que arrodillarme y llorarles que aceptaran." Las tres amigas rieron con la canonesa. "Están asignadas al Escuadrón 'Ángel '; su entrenamiento empieza en un mes y su nueva Superiora es Sor Telsey Jade. Eso es todo. El Emperador protege."

"Y que vele por nosotras!" completaron las tres nuevas Dominios.


[Fin]
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Dom Mar 11, 2012 9:44 pm

Esta historia es una forma de introducir a Sor Josephine Amiot y sus dos amigas Sor Vera Horn y Sor Nita Lester. Ellas son la voz de la "Sororita común", que no es miembro del alto mando ni está al tanto de la pugna por el poder entre las altas esferas del Imperio.

Las lesiones que cada una sufrió se asignaron al azar usando un dado para ver que parte del cuerpo se les afectó y luego la tabla de daño del libro de reglas de "Dark Heresy".

Me pareció interesante que a las tres le salió daño en las piernas y que a Josephine le fue peor con los dados.



Volver arriba Ir abajo
Rolando

avatar

Mensajes : 300
Fecha de inscripción : 15/02/2012
Edad : 42
Localización : Panama

MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Dom Mar 11, 2012 11:20 pm

jejeje que cool!

esto del fluff de la un feeling diferente al juego... da ganas de saber que va a pasar, ya no se ven los juegos para ver quien gana si no para saber que paso con los personajes!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Lun Mar 12, 2012 1:36 am

Jajaja si ta muy cool. Y ho que pensaba que solo eran fanaticas sin sentimientos. Ya me siento mal de haberlas quemado con el wraithlord Sad
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Lun Mar 12, 2012 9:48 am

mira
todas las historias que podemos producir a partir de simples partidas de warhammer! Tomen nota...AQUI HAY TALENTO!!

Edwin...Respects TOTALES!!
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   Lun Mar 12, 2012 10:38 pm

Muchas gracias muchachos! Cuando ví al ejército de los Witch Hunters, éstas eran las historias que quería contar.

Jugar con ustedes es lo máximo porque me permite desarrollar las historias con mucha más facilidad. Y leyendo el fluff de Uds me doy cuenta que me he encontrado un excelente grupo.


Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.   

Volver arriba Ir abajo
 
Historias de la Brasa Cerúlea: Ángel de Retribución.
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Ángel Caído
» Las historias de enamorados
» Mi Ángel
» El juego del ángel - Carlos Ruiz Zafón
» Medalla de Ángel de la Guarda / decoracion floral - s. XX

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Panama Wargaming :: Warhammer 40K :: Fluff!-
Cambiar a: